Aves confiscadas por tráfico ilegal, tanto a nivel local como internacional. Algunas aves llegan a Costa Rica siendo legales, siendo abandonadas al final por sus dueños.